Dwight David Eisenhower

Resultado de imagen para Dwight David Eisenhower
Dwight David Eisenhower
Dwight David Eisenhower (1890-1969), general y político estadounidense, cuya gran popularidad como comandante supremo de los ejércitos aliados durante la II Guerra Mundial le aseguró en la elección como presidente de Estados Unidos (1953-1961).
Nacido en Denison (Texas) el 14 de octubre de 1890, Eisenhower creció en una pequeña granja de Abilene (Kansas). Acudió a la Academia Militar de West Point. Fue nombrado oficial de infantería tras su graduación.
Eisenhower no participó en la I Guerra Mundial, pero fue condecorado y ascendido a teniente coronel por su actividad al mando de un centro de adiestramiento de tropas para carros de combate. Durante el periodo de entreguerras fue asistente del jefe del Estado Mayor del Ejército, y después asesor militar del general Douglas MacArthur en Filipinas.
Servicio durante la II Guerra Mundial
Tras sus ejercicios de formación de 1940-1941, Eisenhower logró ascender a jefe del Estado Mayor del III Ejército; al mismo tiempo fue ascendido a general de brigada. Requerido por el Departamento de la Guerra como experto en asuntos del Lejano Oriente, poco después de los ataques a Pearl Harbor y Filipinas, obtuvo el ascenso a general de división y fue nombrado jefe de la recién organizada División de Operaciones del Estado Mayor tres meses después. Por esas fechas planificó operaciones para el teatro de guerra europeo, y en junio de 1942 fue destinado al mando de las fuerzas estadounidenses en Europa por el jefe del Estado Mayor del Ejército George C. Marshall. Después sirvió como comandante aliado en las invasiones de África del Norte, Sicilia e Italia.
En enero de 1944 fue nombrado comandante supremo de la Fuerza Expedicionaria Aliada para la invasión de Francia.
Durante los meses próximos a la invasión del 6 de junio de 1944, supervisó la preparación de las fuerzas de tierra, mar y aire, así como su planificación estratégica y tomó la decisión crucial de la fecha del asalto. Durante la lucha que siguió hasta el final de la guerra en Europa, Eisenhower, que ascendió al máximo grado del generalato en diciembre de 1944, tuvo la responsabilidad total del control estratégico y administrativo de un ejército aliado de más de cuatro millones de soldados. Su estrategia provocó el desacuerdo con el comandante británico, Bernard Montgomery, que estaba a favor de la arriesgada teoría de concentración de tropas en una sola zona de avance único. Finalmente, su plan fue aceptado por los aliados.
En otoño de 1945, Eisenhower se convirtió en jefe del Estado Mayor del Ejército. Aunque aceptó
el rectorado de la Universidad de Columbia en 1948, siguió siendo asesor militar y, tres años después, regresó a Europa como comandante supremo de la Organización del Tratado del Atlántico Norte.
Eisenhower como Presidente
Aunque antes había rechazado numerosas proposiciones de los miembros de ambos partidos para presentarse a la presidencia, Eisenhower cedió a la oferta de los republicanos en 1952. Su popularidad como héroe de guerra, atrajo también a muchos demócratas y derrotó fácilmente a
Adlai Stevenson. En 1956 fue reelegido.
En política interna Eisenhower llevó a cabo una política moderada en los asuntos internos.
Durante todos los años de su gobierno exceptuando los dos primeros, su poder estuvo limitado por
el control de los demócratas del Congreso. Realizó recortes en algunas actividades gubernamentales aunque también aumentó el programa de Seguridad Social, la ayuda a la educación y el sistema de autopistas interestatales, y en su discurso de despedida realizó una fuerte advertencia contra la influencia de lo que llamó el 'complejo militar industrial'. Durante su gobierno, hay que destacar su fracaso al no frenar las tácticas de desprestigio del senador Joseph McCarthy contra personalidades de la vida cultural, política e incluso militar, acusados de procomunismo y su falta de apoyo al naciente movimiento de derechos civiles.
En política exterior Eisenhower se interesó particularmente en asuntos militares y diplomáticos. Puso fin a la estancada guerra de Corea (27 de julio de 1953) y redujo el número de las tropas convencionales. A pesar de deshielos temporales, la Guerra fría con la Unión Soviética (URSS) continuó durante su presidencia.
Eisenhower apoyó la postura muy moralista y anticomunista de su secretario de Estado, John Foster Dulles. Aunque Dulles declaró en varias ocasiones estar a punto de iniciar la guerra, su retórica superó las acciones del gobierno. Eisenhower no intervino militarmente en Vietnam para ayudar a los franceses (1954) ni en Europa Oriental para apoyar las revueltas alemana y húngara contra la dominación soviética (1953 y 1956). Sin embargo, envió una pequeña expedición al Líbano en 1958 y estableció alianzas con algunos países del Tercer Mundo. El lanzamiento del Sputnik, primer satélite artificial, en octubre de 1957, tuvo una respuesta cautelosa por su parte. En la primavera de 1960, su reconocimiento de la responsabilidad del vuelo de un avión espía U-2 sobre la URSS rompió las esperanzas de establecer relaciones armoniosas con la Unión Soviética. En su retiro, escribió sus memorias, en las que justifica sus actuaciones políticas y militares. Tanto el presidente John F. Kennedy como Lyndon B. Johnson consultaron al aún popular viejo estadista. Falleció el 28 de marzo de 1969, en la ciudad de Washington.

Fuente: © 2000 - 2003 La Segunda Guerra Mundial

Entrada destacada